10 de abril de 2017

El degú (Parte 4): ¿Qué necesitan en la jaula?


En la entrada de hoy veremos las cosas que no pueden faltar en la jaula de nuestros degús.


  • Plataformas y hamacas
Los degús son animales muy activos y necesitan todo el espacio que podamos ofrecerle. Como los más normal es que podamos darles una jaula más alta que alta, es esencial que pongamos en la jaula plataformas y hamacas para darles superficie por donde moverse. Si podemos darles algún piso completo más, mucho mejor, porque así tendrán más superficie útil por donde moverse. Como tampoco debemos cargar mucho la jaula con pisos muy juntos, lo mejor es combinar pisos completos con plataformas y hamacas que ocupen solo un trozo de la jaula.

Podemos elegir cualquier material para las plataformas, aunque todos tienen sus ventajas y sus desventajas. La madera puede cumplir la doble funcionalidad de elemento para roer además de su uso como plataforma. La desventaja es que es difícil de limpiar. El metal es muy fácil de limpiar y va a durar siempre porque es difícil que lo puedan roer, lo que es una ventaja y una desventaja, porque habrá que ponerles otras cosas para roer.

Las hamacas se pueden comprar o se pueden hacer con mantas polares si somos un poco manitas. Se pueden lavar para quitar la suciedad sin problemas. Hay que vigilar si roen las hamacas y retirarlas si están deterioradas. Aunque no lo parezca, una hamaca roída es un peligro para nuestros animales. Pueden tragarse algún tozo de tela o hilo o quedarse atrapados en algún agujero.


  • Sustrato
A los degús les encanta excavar y enterrar comida. Por ello, lo más recomendable es que dispongan de una gran cantidad de sustrato en el fondo de la jaula donde puedan escarbar. En las plataformas podemos prescindir del sustrato convencional y sustituirlo por mantas polares o, mejor aún, alfombras de cáñamo para roedores. El lecho de cáñamo es muy absorbente y no produce malos olores. Además, los degús pueden sacar hebras de él para hacerse su nido.


  • Refugio
Es imprescindible que tengan una casita donde poder refugiarse y dormir por las noches. 

Puede ser de cualquier material. Las de plástico se limpian muy bien, pero no es un material muy cálido ni el más recomendable para que roan. Las de madera, aunque son difícil de limpiar al igual que las plataformas, son un buen material para roer y a pesar de ello son muy duraderas. Podemos hacerles un refugio con una caja de cartón, que es un material muy cálido aunque poco duradero. También venden nidos de heno y hierbas que les suele gustar mucho, aunque lo van  destrozar enseguida.

La casita debe estar relleno de papel y heno para mantenerse calentitos y refugiados. Lo mejor (y más divertido) es darles a ellos el material para hacerse el nido y ver cómo lo meten a su gusto. Les podemos dejar tozos de papel higiénico o de cocina o cartón por la jaula cuando la limpiemos y ellos lo irán metiendo en su refugio a su gusto. No se les debe dar algodón ni el típico material de nido  que venden para hámster, ya que se pueden quedar enganchados con sus fibras.


  • Bebedero
Los más adecuados son los de tipo biberón. Estos bebederos mantienen el agua siempre fresca y libre de suciedad. Hay que ponerlos por fuera de la jaula, o los degús lo van a roer. Los más recomendables de este tipo son los que tienen la botella de cristal. Además de la ventaja obvia de que no lo pueden roer, mantienen el agua más fresca y son más limpios.

Otro tipo de bebedero que pueden usar son los que tienen un pequeño depósito, los típicos de los pájaros. Con estos bebederos pueden beber más cantidad de agua porque no tienen que esperar que salga poco a poco girando la bolita como los de tipo biberón. El agua del depósito al estar al aire se puede ensuciar, aunque son pequeños y aun así no se estropea todo el agua. El depósito debe ser sí o sí de metal para evitar que lo puedan roer y encharcar la jaula.

Pueden beber de un cuenco también, pero solo es recomendable usarlos como emergencia porque se ensucian con mucha facilidad.

               
Bebedero de cristal Living World                     Bebedero con depósito Kerbl

El agua debe cambiarse por lo menos una vez al día y hay que limpiar el bebedero con regularidad con un limpiador de biberones o botellas.


  • Henera
Los degús deben tener siempre heno disponible en su jaula. Tened en cuenta que el heno es la base de su dieta y además están prácticamente comiendo continuamente. 

Para mantener el heno siempre limpio podemos usar una henera para tener el heno en alto y mantenerlo así alejado del sustrato, sus pises y sus heces. Podemos usar heneras de metal para que sean duraderas o de madera para que hagan la doble función de henera y elemento para roer. En cualquier caso, es muy importante que elijamos la forma adecuada de la henera. La henera que escojamos debe tener los barrotes homogéneos, sin que varíe nunca la distancia entre ellos. Las típicas heneras de bola que cuelga del techo o de barrotes irregulares no son adecuadas para ningún animal, especialmente si son pequeños. En las heneras con esa forma pueden meter una pata o la cabeza por la parte ancha y al moverse quedarse atrapados en la parte estrecha e incluso asfixiarse. Ya se han dado casos de animales que han quedado atrapados en este tipo de heneras, así que no las recomiendo.


También podemos tenerlo en una caja o en el suelo. Aunque de esta forma se desperdicia más heno porque lo ensucian, es la forma más natural para ofrecerles comida. En la naturaleza ellos no comen de algo más alto, sino que forrajean en el suelo. Con mis degús he notado que comen mucho más si están encima de una gran cantidad de heno, así que personalmente prefiero ponérselo en una caja aunque luego no se lo coman todo porque está sucio. Cuando veo que ya no se comen el heno de la caja, le quito las cacas y lo hecho en el suelo para que les sirva de sustrato o lo cojan para hacerse el nido.


  • Rueda
Como ya he mencionado, los degús son animales muy activos. Es imprescindible que tengan al menos una rueda en su jaula para que hagan ejercicios mientras están encerrados.

La rueda debe tener un diámetro de unos 30 cm. Una rueda demasiado pequeña les obliga a correr con la espalda arqueada y supone un peligro para sus salud a largo plazo. Las ruedas con suelo de barrotes no son aptas para ningún animal porque, además de hacerles daño en los pies, se les puede quedar una pata o la cola enganchados y provocarles una fractura. Tampoco son seguras las ruedas que tienen radios para unir el centro con la parte exterior. Se han dado casos de animales que se han estrangulado entre los radios y el soporte de la rueda al intentar entrar cuando estaba en movimiento. Una rueda adecuada, por tanto, debe tener el suelo sólido y estar sujeta al soporte únicamente por un lado. 

También podemos encontrar en el mercado platos giratorios. Si saben usarla, es un tipo de rueda muy adecuada para roedores de cola larga porque la postura al correr es más natural.



  • Juguetes y madera para roer
Los degús roen muchísimo. No puede faltar en su jaula juguetes de madera y troncos par que puedan entretenerse y desgastar sus dientes. Antes de meterlos en su jaula, hay que asegurarse de que la madera no es tóxica para ellos.



  • Arena
Para mantenerse limpios, los degús se dan baños de arena, al igual que las chinchillas. Además, la usan para socializar y mantener el olor del clan marcando la arena cuando se bañan. No es imprescindible tener la bañera con la arena dentro de la jaula siempre, pero sí es recomendable dejársela un rato cada día. Para este fin no vale cualquier tipo de arena, debe ser una arena fina que se vende específicamente para este fin. Se conoce comúnmente como arena de baño para chinchillas.


  • Termómetro
Es recomendable tener un termómetro fuera de su jaula para controlar la temperatura ambiente. De esta forma podemos ponerles una fuente de calor si la temperatura es demasiado baja o refrescarlos si la temperatura es elevada. Considero que la temperatura ideal para ellos es sobre 20-25 ºC. Las temperaturas frías se pueden combatir muy fácilmente proveyéndolos de mucho heno y papel para su cama y una fuente de calor. El calor, en cambio, es más difícil de combatir. Por encima de los 30 ºC debemos asegurarnos que nuestros degús están en un sitio fresco y con sombra, superficies frías como baldosas o bloques acumuladores de frío, e incluso ponerles un ventilador, teniendo cuidado de que no les de mucha corriente.



Si no has leído las demás entradas sobre degús, ¡no te las pierdas!
El degú (Parte 1): Generalidades
El degú (Parte 2): Alimentación
El degú (Parte 3): La jaula

6 comentarios:

  1. Hola!
    No conocía estos animalitos y para ello me he leído las tres anteriores post .La verdad que no son difícil de mantener y que vivan bien .Gracias por dar estos consejos
    Bss

    ResponderEliminar
  2. Que tal, no conocía tampoco de estos animalitos, que bueno que halla gente que se ocupe de ello.

    ResponderEliminar
  3. Al final me tendré que hacer con uno, jejeje, es complicado mantenerlo por lo que veo, eso de que sean tan activos me estresa, yo no podría mantenerlo por el poco tiempo del que dispongo

    ResponderEliminar
  4. Una entrada muy completa! La verdad es que yo y los roedores nos repelemos un poco, a mi me quitas de los perros y los gatos... y ya tenemos problemas!

    ResponderEliminar
  5. Pues tener uno de esta especie necesita no solo buena atención sino también un buen presupuesto que bueno que seas muy organizada y compartas tu experiencia con otras personas, estoy segura que esta información será de mucha utilidad entre quienes aman tener estas mascotas.

    ResponderEliminar
  6. La verdad es que para tener estas mascotas deben tener muy buena atención, y veo que hay que tener sumo cuidado con el mantenimiento de su jaula. A mí no me gustan mucho los roedores, pero la info de nos das es muy buena y muy completa! Saludos!

    ResponderEliminar